Etiquetas

,

La ley de la naturaleza a veces es dura y sobrevive el más fuerte. Los animales, que no son como nosotros, en un habitat salvaje necesitan alimentarse de otros (puntualicemos que ellos los matan para alimentarse, nunca por divertirse).

Hoy me ha llegado de nuevo este increíble vídeo en e que un leopardo mata a un monoy, cuando se dispone a devorarlo, descubre al bebé del mono y olvida a su presa para cuidar del bebé durante día y noche. Desde luego las imágenes no tienen ningún desperdicio, me pregunto si un ser humano se hubiera comportado igual, ¿tú qué opinas?

Anuncios